Cómo hacer armaduras para cosplay: guía de iniciación

Un cosplay con armadura hecha con worbla
El worbla es un material ideal para hacer armaduras para cosplay.

En el mundo del cine y las series, el anime, el manga o los cómics, son muchos los personajes que se caracterizan por el uso de armaduras, un elemento externo a la indumentaria convencional que lamentablemente suele ser una traba para muchos y muchas cosplayers,

Y es que estas armaduras suelen llevarse una parte importante del presupuesto del cosplay. O si no, en el mejor de los casos, requieren de una inversión de tiempo considerable, quedando también fuera del alcance de cosplayers más principiantes.

¿Existe alguna manera de hacer armaduras para cosplay de forma fácil y en casa? Presta atención porque vamos a contarte todo lo que necesitas saber sobre su fabricación casera y amateur.

Únicamente será cuestión de unir diversos materiales con un poco de imaginación y destreza. De esta manera, aunque pueda parecer difícil, se lograrán creaciones de nivel y sin gastar mucho dinero en ellas, logrando, en el peor de los casos convincentes armaduras de cartón.

¿De qué materiales se puede hacer una armadura para cosplay?

No existen materiales específicos que permitan hacer la mejor armadura ya que esta se realizará según sean las habilidades de quien la confecciona, así como la complejidad de la indumentaria del personaje.

Es decir, podrían ser sencillas, como por ejemplo una armadura de torso realizada en goma EVA o bien un refuerzo de hombro realizado únicamente en cartón y papel maché.

O bien ser algo más complicadas, utilizando desde silicona o aluminio hasta piezas fabricadas con una impresora 3D, siendo esta última la opción preferida por cosplayers más profesionales.

Ahora mismo, los materiales más comunes y por ende más fáciles de encontrar en el mercado de cara a realizar una armadura para cosplay son:

Goma Eva

Hacer una armadura de goma EVA es quizás la manera más fácil, accesible y económica de bordar tu cosplay. La ventaja de este material es que posee diferentes grosores, y que puede ser encontrado en prácticamente cualquier color.

Por si fuera poco, es facilísimo de localizar (puedes comprarlo en casi cualquier papelería, tienda de manualidades o incluso en Amazon) y tiene un precio muy asequible.

Por último, gracias a su flexibilidad y peso ligero (es un termoplástico) es increíblemente sencillo de manipular, por lo que es el material ideal para los novatos y quizás el más popular en el cosplay.

Poliestireno o porexpán

Conocido también como «corchopán» o «corcho blanco», el porexpán es un material que, aunque es algo más complicado de manipular, ofrece resultados convincentes, sobre todo para realizar piezas como armas o escudos.

Ligero pero también frágil, es algo más caro que la goma EVA, pero con cierta habilidad y las herramientas adecuadas es ideal para piezas de gran tamaño.

Ten en cuenta que para trabajarlo bien necesitarás ayudarte de calor (sopletes, pistolas, «cortes calientes»…). Puede ser adquirido en dos formas:

  • Poliestireno expandido: de color blanco, más frágil pero más barato.
  • Poliestireno extruido: de color azul, mucho más resistente y caro pero más fácil de trabajar.

Corcho y cartón

A medio camino entre la goma EVA y el porexpán se encuentran el corcho y el cartón. Cuentan con la ventaja de que son también muy fáciles de manipular y de que ofrecen una muy buena libertad creativa.

Tanto corcho como cartón no son difíciles de conseguir y mantienen también un precio más que asequible, al alcance de todos los bolsillos. Quizás no ofrezcan el resultado más profesional pero son ideales para experimentar o para nuestros primeros cosplays.

Worbla

El worbla es un material termoplástico que con el calor (no basta el calor del secador, necesitarás una pistola de aire caliente) adapta su forma al molde que se desee y, una vez enfriado, se queda rígido.

Es ideal para hacer piezas de pequeño tamaño o para construir detalles de alta calidad y realismo en nuestra armadura. La mala noticia es que es bastante caro, sobre todo si lo comparamos con los anteriores materiales.

Fibra de vidrio

Armadura de Iron Man 3

Las planchas de fibra de vidrio son una magnífica alternativa al Worbla, con la cual, mediante el uso de calor y un molde (hecho anteriormente con goma EVA o corcho) podrás endurecer tus piezas, las cuales quedarán rígidas y con una apariencia realista.

Eso sí, también es algo caro y su manipulación no es fácil (requiere de calor).

Espuma de poliuretano

Podemos aplicarlas sobre piezas de cartón o poliestireno para darle, posteriormente, una forma con mayores volúmenes.

Ten en cuenta que una vez aplicada y seca tendrás que trabajar el material con lijas y cinceles para darle la forma que quieres, y una vez hecho, necesitará de una buena capa de pintura. La buena noticia es que con habilidad se pueden conseguir buenos resultados.

Telas convencionales

Las telas servirán para cubrir las piezas de las armaduras por lo que lo que vendrían a ser un complemento. La intención es que después de moldear la armadura con otros materiales, se adhiera la tela para darle realismo a la armadura.

Látex, resinas e impresiones 3D

 

Dejamos para el final de este listado las opciones más «pros», al alcance solo de cosplayers y cosmakers realmente experimentados y con recursos. Aquí están los precios más elevados y los mejores resultados,

Eso sí, la técnica debe ser impecable y se debe contar con un plantel de herramientas de trabajo más que adecuadas. Del mismo modo, hay que manejar software de edición 3D, y tener nociones de patronaje o de maquillaje y caracterización profesional.

¿Qué entendemos por una armadura? 

Antes de ir a los básicos conviene repasar algunos conceptos: una armadura es un conjunto de piezas de metal (o de apariencia metálica o de cualquier otro material duro, resistente y pesado) que están articuladas y otorgan protección al cuerpo de los guerreros.

Queremos hacer hincapié en la parte de «conjunto de piezas», ya que la modularidad de la armadura es clave para poder llevar a cabo la construcción con éxito. 

Así, debes intentar imaginar cómo sería la armadura desmontada y a partir de ahí construir las diferentes piezas por separado. Valora cuáles son tus habilidades y de qué recursos dispones para decidir si te conviene o no realizar una armadura concreta por tu cuenta o si es mejor que encargues ciertas piezas o que directamente optes por otro personaje.

Pero ten en cuenta eso: una armadura está compuesta de diferentes piezas que habrá que ensamblar e integrar en el traje.

Algunos de los personajes con armadura más conocidos en el mundo del cosplay son las de los Caballeros del Zodiaco, la de Erza Scarlet en Fairy Tail o la propia armadura de Iron Man.

Se trata de creaciones aptas solo para expertos pero que son ideales para «desmontar» con la mirada. ¿Serías capaz de recrearlas por tu cuenta?

Tutorial paso a paso para hacer una armadura de cosplay

A estas alturas de la película ya te habrás dado cuenta de que crear tu propia armadura de cosplay no es precisamente un tarea fácil, ya que muchas veces, dejando a un lado del personaje, hablamos de indumentarias complejas de construir, independientemente de los materiales o las técnicas que se usen.

Del mismo modo, cada pieza de la armadura será diferente en función de su tamaño o forma, por lo que entramos en un juego de materiales, presupuestos y habilidades con el que habrá que lidiar.

Para no extendernos mucho y dado que cada personaje y su respectiva armadura son un mundo aparte, hemos preparado una «mini-guía» con los pasos a seguir para hacer una armadura de cosplay con goma EVA, usando así uno de los materiales más habituales en el cosplay y también de los más fáciles de manejar.

Ten en cuenta que, aparte de varias láminas de goma EVA, necesitarás algunas herramientas para poder manipularla, tales como:

  • Lápiz para marcar los patrones
  • Regla, tijeras, cúter,
  • Pistola termofusible o pegamento de contacto
  • Lijas de diferentes grosores
  • Y a ser posible pistola de calor (aunque en muchos casos, un secador del pelo puede ser suficiente)

Aparte de esto, también es posible que necesites material de pintura variado.

Así, los pasos para realizar una armadura básica para cosplay son los siguientes:

1. Crea los patrones

Básicamente, tienes que desglosar la armadura en diferentes piezas para después poder confeccionar cada pieza de forma individual. Cada pieza tiene unos patrones concretos que tendrás que dibujar sobre la goma EVA y después recortarlos.

En esta parte del proceso es muy importante que tengas claras las medidas de la armadura para que todas las piezas formen parte de la misma escala. A partir de ahí, puedes configurar los patrones con diferentes grados de complejidad para que así la armadura tenga una mejor pinta. Puedes afinar los recortes con un cúter o un cortaplumas.

2. Afina y moldea las piezas

Una vez tengas todas las piezas de todas las partes de la armadura tendrás que ayudarte de una lija y unas tijeras para eliminar imperfecciones en los cortes y darle a las piezas un aspecto más limpio.

Nuestro consejo es que te afanes en redondear algunos bordes para que no parezca un recorte cualquiera. En esta fase también puedes aprovechar para, mediante el uso de la pistola de calor o un secador, darle forma a aquellas partes de la armadura que así lo requieran.

Recuerda que una vez calentada y moldeada, la goma EVA mantendrá la nueva forma.

3. Pega las piezas

Ahora toca pegar las distintas piezas entre sí para ir configurando las partes de la armadura. Aquí, lo más fácil es utilizar pegamento de contacto. Acuérdate, eso sí, de respetar los tiempos de secado.

A la par que pegas las diferentes piezas, aprovecha, ya que el siguiente paso es pintar, para añadir al relieve de la armadura todo aquello que sea necesario. Hablamos de falsos tornillos, muescas, enganches, grietas… Utiliza el cúter y las lijas para pulir la goma EVA.

4. Pinta tu armadura

Una vez tengas listas todas las partes de la armadura, tocará pintar.

Lo ideal es empezar con una primera capa de imprimación utilizando pintura en spray de color oscuro y, una vez seca, aplicar la pintura con los colores finales.

5. Prueba tu creación

Finalmente, pruébate las distintas partes de la armadura (cuando todo este seco, por supuesto), y fíjate en todos los detalles.

Aprovecha para repetir partes de las dos anteriores fases o para confeccionar añadidos a la armadura. Opcionalmente, en caso de que no sea tu primera armadura puedes probar a realizar algunos adornos adicionales usando Worbla o resina. 

A continuación, te dejamos un vídeo en el que se hace una armadura para Overwatch con goma eva.Un casco de cosplay hecho con impresión 3D

Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on pinterest
Share on telegram
Artículos recomendados
Últimos cosplays