5 trucos de peluquería para cosplay que solo sabemos los pros

Cosplay de Luffy
Hay muchos cosplays para los que no se necesita peluca, como por ejemplo, el de Luffy.

Aunque una parte importante de los y las cosplayers de alrededor del mundo opta por las pelucas para la caracterización del personaje, lo cierto es que en algunos casos es posible, e incluso recomendable, emplear el pelo natural.

Por supuesto, esto dependerá del “talento peluquero” de cada persona y del personaje escogido, así como variables como el tiempo y el presupuesto que se tenga para el cosplay, pero, en caso de que todo encaje, tendremos como resultado un cosplay con un pelo más realista del que jamás habríamos podido conseguir con una peluca.

Eso sí, como sabemos que no todo el mundo nace aprendido hemos preparado una pequeña lista de consejos con los que pulir tu peinado de cara a prepararlo para el cosplay. Desde usar gorros para dormir o llevar horquillas de sobra, todos ellos son trucos que pueden sacarte de más de un apuro de cara a la próxima convención, así que, toma nota y ya nos lo agradecerás cuando recojas los elogios por tu pelazo.

Usa un gorro para proteger tu peinado

En caso de que hayas preparado tu pelo para que los rizos y las ondulaciones resalten, es recomendable usar un gorro para dormir para que estos no se deshagan por la noche. De la misma manera evitarás el encrespamiento excesivo de tu peinado y, dado que el pelo mantendrá su textura sedosa, podrás manejarlo mucho mejor al día siguiente.

Lo mejor de estos gorros es que no cuestan ni diez euros y ayudan a que los rizos y las ondulaciones se vean mucho más naturales, ya que los habremos hecho el día anterior y se habrán asentado durante la noche sin llegar a estropearse.

Así mismo, en caso de que hayamos usado un tinte para el pelo, nos aseguraremos de no manchar la almohada, las sábanas o nuestro propio cuello durante la noche.

No te olvides de las cejas

Y ya que hablamos de tintes, un error que comete mucha gente en el cosplay, tanto al usar pelucas como al preparar el pelo, es no prestar atención a las cejas. Y es que no hay nada que descoloque más que toparse con una Androide 18 con las cejas más negras que la uña de un minero.

Así pues, si estás usando un color de pelo (recuerda usar siempre tintes temporales) muy diferente a tu color natural, dale un pequeño repaso a las cejas. Es más fácil de lo que parece y servirá para que tu cosplay suba varios niveles de golpe.

Ten a mano un kit para emergencias

Un truco que nunca nos ha fallado allá donde hemos ido con nuestro cosplay ha sido el de llevar siempre un pequeño kit de peluquería con el solventar pequeñas emergencias. Algo similar al kit de lentillas de colores que ya comentamos en su día.

Esto no es más que un neceser o cartera que contiene los siguientes utensilios:

  • Unas pequeñas tijeras, muy útiles por si detectamos algún pelito rebelde de última hora.
  • Gomas y gomitas del pelo, preferiblemente de diversos tamaños y tensiones (si puedes, que sean o transparente o del color de tu pelo).
  • Horquillas. Muchas horquillas.
  • Una pinza.
  • Un pequeño peine.
  • Un bote pequeño con un poco de gomina y un mini-spray de laca.
  • Un cepillo antiencrespamiento.

No escatimes con la laca

U-sa-la-la-ca. No podemos decirlo más claro. Es sin duda alguna la mejor amiga del cosplay, tanto para pelucas como para el cabello natural. Pensemos que, en el mejor de los casos, vas a llevar el cosplay durante seis o quizás ocho horas, por lo que vas a necesitar que tu peinado se mantenga fijo durante un buen rato.

Cosplay de My Hero Academia
Gracias a la laca podrás hacer que tu peinado se mantenga firme durante horas.

Créenos, no es nada agradable llevar una hora con el cosplay y tener que preocuparse porque tu peinado pierde volumen o un mechón rebelde se dispara hacia un lado. Así pues… ¡usa la laca! Un error de principiante es pensar que es algo “para señoras” o que nuestro pelo es lo suficientemente fuerte como para aguantar de una determinada forma todo el día. Habrá cambios de temperatura, aglomeraciones, humedad, fotos… No podemos decirlo más claro: usa la laca. De hecho, como comentamos en el punto anterior es altamente recomendable llevar un pequeño bote de ella en un neceser.

Si la cosa falla, no te compliques

¿No te termina de convencer lo que estás consiguiendo con tu pelo? ¿No tienes demasiado claro que puedas imitar el pelo de tu personaje favorito? ¿El tinte te parece una solución demasiado “radical” incluso siendo temporal? Si estas preguntas rondan por tu cabeza lo mejor será que busques una peluca.

Puedes comprar una peluca para cosplay por Internet a precios bastante competitivos o bien echar un ojo a cualquiera de las tiendas de cosplay online que existen a día de hoy. Quizás el resultado no será todo lo natural que te gustaría (sobre todo en cosplayers principiantes) pero lo bueno no te costará mucho dinero y te ahorrarás disgustos con tu pelo.

A medida que vayas cogiendo experiencia con el cosplay irás aprendiendo cuando está a tu alcance “tunear” tu propio pelo y cuando no, de la misma manera que también aprenderás a estilizar pelucas para que parezcan naturales y no pelambreras salidas de un carnaval universitario. Así pues, ante la más mínima duda: peluca, sobre todo si eres principiante.

Artículos recomendados
Últimos cosplays